Big Data: ¿Cómo afecta a mi negocio?

Blog

Categorías

El Big Data es una realidad que ya está latente en el día a día de las empresas y, de hecho, muchas de ellas reconocen que ven beneficios en su uso.  Sin embargo, como en cualquier otra tecnología, es necesario llevar a cabo una inversión y aquí es donde las cosas no se ven tan claras.

Los responsables de una empresa necesitan ver la rentabilidad en estas inversiones, así como  los beneficios que le reporta poder gestionar grandes cantidades de información relacionadas con su cliente.

Qué puede hacer el Big Data por mi negocio

Entre los principales beneficios que podemos obtener con el Big Data encontramos una personalización de promociones y ofertas para el cliente mejorando la conversión, una mejora de la relación con el mismo y beneficios a la hora de tomar decisiones en tiempo real. Vamos a analizar estos 3 puntos más en profundidad:


Personalización

El Big Data nos permite el manejo y análisis de una gran cantidad de datos, lo que permite encontrar patrones de comportamiento y conocer mucho mejor a nuestro usuarios. Esto ayuda a que las empresas puedan personalizar mucho más sus servicios en función de segmentos del mercado o la publicidad que se les muestra por poner dos ejemplos.

Al personalizar mucho más en detalle la experiencia, la satisfacción del cliente es mucho mayor, ya que estás adaptándolas a las necesidades y demandas que poseen.

Relación con el cliente

La relación con el cliente gracias al uso del Big Data mejora de forma considerable. Estrechamente ligado con el punto anterior, conocer al cliente te proporciona la posibilidad de ofrecer una atención totalmente personalizada facilitando la posibilidad de crear fans de la marca.

Al mismo tiempo, y debido a la personalización, mejoras la experiencia de usuario lo que genera mayores conversiones y por tanto un mayor retorno de la inversión realizada. Al mismo tiempo, la toma de decisiones al conocer a tu cliente se agiliza de forma considerable ofreciendo respuestas en un tiempo mucho menor.

Decisiones

En el punto anterior ya se ha mencionado la velocidad en las respuestas a los clientes gracias al profundo conocimiento que se tiene de ellos. La toma de decisiones también se ha reducido ya que ahora es posible almacenar datos históricos, cruzarlos con nuevos datos de clientes y analizarlos en cuestión de segundos. Todo esto hace que lo que antes se tardaba incluso días, ahora sea cuestión de segundos, agilizando de forma considerable la toma de decisiones.

Download - "Big data – más allá del ruido" (PDF 800KB)