Descubren una nueva técnica que multiplica por siete la velocidad de la conexión wifi

Blog

Categorías

Julien Herzen, doctor en la Escuela Politécnica Federal de Lausana (EPFL) ha desarrollado un algoritmo de gestiones de conexiones inalámbricas que promete multiplicar por siete la velocidad de las conexiones wifi. La cantidad de veces que se puede llegar a multiplicar la velocidad (con un máximo de siete) depende del número de redes que pueden interferir entre ellas. Esto no supone ningún problema en el entorno urbano, donde prácticamente cada hogar cuenta con su propio punto de acceso.

La banda de frecuencia que utilizan las conexiones wifi se divide en 13 canales, mientras que los routers son configurados para que los datos usen uno o varios de ellos. Aunque estos canales se pueden cambiar en la configuración, lo habitual es que no se modifiquen los parámetros que vienen de fábrica, por lo que muchos de los routers acaban utilizando los mismos canales. De esta forma, es bastante frecuente que los routers de varios vecinos estén utilizando el mismo canal, generando así interferencias que acaban por ralentizar la velocidad de la conexión.

El algoritmo desarrollado por Julien Herzen se aprovecha de que los dispositivos modernos sean capaces de utilizar hasta ocho canales simultáneamente, según las últimas especificaciones.

Aunque algunos dispositivos pueden cambiar de forma automática el canal que viene predeterminado de fábrica o buscar otro que esté libre, lo cierto es que éstos no lo hacen de forma dinámica. Eso es justo lo que permite el sistema desarrollado por Herzen. Gracias a este sistema los routers se encuentran evaluando de forma continua el estado de los canales, redireccionando el tráfico por aquellos que estén más congestionados y haciendo más sencillo el compartir el espectro entre varios de ellos.

Este sistema podría ser explicado, para que resulte más gráfico, de la siguiente forma: el anterior sistema solo permitía circular por un único carril, aunque en este hubiera un atasco y el carril de al lado estuviera vacío, mientras que el sistema de Herzen ofrece la posibilidad de cambiar de carril en función del tráfico que haya en cada momento.

De ser efectivo este sistema la gran ventaja es que, al tratarse de un algoritmo, podría ser empleado en los routers actuales. Es decir, de ser cierta la efectividad de este sistema, Herzen habría conseguido multiplicar la velocidad de la conexión wifi sin la necesidad de sustituir los routers actuales.