Internet móvil a nivel mundial ¿dónde es más rápido?

Blog

Categorías

El tema de la velocidad de internet en el móvil es algo de lo que se habla en casi todas partes del mundo debido a la gran cantidad de personas utilizan internet desde el móvil. Claro está que en unos países el servicio es más rápido que en otros y la descarga y subida de información es más fluida.


El hecho de que sea lento o rápido se atribuye a los dispositivos que se utilicen, a las limitaciones de velocidad de las suscripciones que elijamos, a la distancia de los usuarios a la antena del operador, así como a los propios operadores móviles y a la congestión de las redes.

A raíz de los constante debates, hay quienes se han encargado de investigar y ver cuáles son aquellos países donde el internet móvil funciona de manera correcta y en cuáles falta mucho por hacer para lograr fluidez en el tráfico de la información en dispositivos móviles.

De acuerdo a las investigaciones, el país con el internet móvil más rápido es Dinamarca, donde su velocidad de descarga es de 22.3 Mbps, mientras que el país más lentos es Togo, en África Occidental: su velocidad de descarga es de 0.20 Mbps y de 0.27 Mbps de subida.

Yéndonos un poco más lejos en quien es el más lento o el más rápido, queremos destacar que España está dentro de esos países donde el internet móvil es lento respecto a otros países de Europa, ya que la velocidad media de conexión es de 4.6 Mbps.

Sí es cierto que cada día las cifras de consumo van en aumento y que las empresas que tienen a su cargo el desarrollo de estos servicios van en busca del crecimiento económico y de las mejoras para que la velocidad sea la más alta. A fin de cuentas, todos quieren estar informados y hacer uso de las plataformas y herramientas de comunicación con la mayor velocidad posible y sin esperas.

Ya que no todos los países cuentan con la mejor velocidad de internet móvil, aprovechamos para hacerte algunas recomendaciones para mejorar tu navegación a través del móvil:

  • Actualiza: Esto es fundamental, ya que cuando nuestro dispositivo cuenta con la última actualización se pueden solucionar problemas o errores en el sistema.
  • Wifi: Siempre va a resultar más factible que cuando estés en lugares públicos o en tu hogar conectes el dispositivo a una red wifi, ya que la velocidad de estas redes siempre será mayor que la que usualmente tenemos de 3G o 4G.
  • La batería: Lo recomendable es que esté sobre el 80% de carga para que funcione con mayor velocidad. Cuando el porcentaje de carga es bajo, disminuye la rapidez.
  • La conexión: Si en algún momento tienes la impresión de que la conexión va más lenta de lo normal puedes resetear o reiniciar el aparato móvil.
  • Apps, historiales y memorias: El tener muchas apps abiertas provoca un caos en la memoria y significa poner a trabajar mucho al procesador del teléfono. Lo mismo pasa con los historiales y las memorias, ya que el espacio de almacenamiento puede congestionarse demasiado.

Si quieres saber más de la evolución de los servicios móviles y sus perspectivas de futuro, puedes leer nuestro ebook disponible aquí.