La domótica nos facilita la vida

Blog

Categorías

Gracias a los avances en el sector de la tecnología y de las telecomunicaciones, hoy día es posible lo que hace unos años parecía digno de cualquier película de ciencia ficción. Los progresos realizados en el mundo de la domótica facilitan la vida de las personas y permiten crear unos entornos más saludables en viviendas y oficinas, a la par que ayudan a ahorrar gastos y resultan ecológicos.

Como sabemos, la domótica es el conjunto de tecnologías que sirven para automatizar y gestionar distintos aspectos de los edificios, desde la seguridad hasta la energía y la gestión de electrodomésticos. Estas tecnologías dependen de unos sistemas de telecomunicación fiables y de gran calidad: sin la posibilidad de gestionar sus funciones desde un entorno remoto carecen de gran parte de su funcionalidad. Con la llegada de la fibra óptica y el crecimiento del cloud computing y las nuevas aplicaciones, se ha logrado una fiabilidad que resulta indispensable para el aprovechamiento de estos avances.

En las oficinas se puede gestionar el aire acondicionado, las placas solares, el gasto energético en general, los accesos a distintos departamentos o el mantenimiento de la infraestructura. Además, cualquier función puede ser monitorizada en todo momento y crear alarmas que avisen a quien corresponda ante acontecimientos imprevistos.

En el ámbito del hogar, se pueden programar las mismas funciones que en una oficina y además controlar a los electrodomésticos para que estos realicen la labor cuando deseamos, como por ejemplo planificar el encendido de una lavadora para que acabe cuando llegamos a casa. También están las nuevas neveras que se comunican y avisan cuando se está acabando un alimento, o aplicaciones de gestión de la electricidad como el apagado de las calderas o el aprovechamiento de la tarificación por tramo horario.

Para sacar partido de la domótica no es necesario un ordenador. Desde un teléfono móvil se puede acceder a los sistemas o aplicaciones para gestionarlos según nuestro antojo y necesidad; lo intuitivo y manejable de dichas aplicaciones juega asimismo a su favor.

Por otra parte, uno de los puntos más sensibles está en la seguridad ante intrusiones ajenas en la programación domótica. Las empresas trabajan con rigor para prevenir cualquier acceso no autorizado y crear las mejores barreras de seguridad. Como siempre en estos aspectos, lo aconsejable es contratar los servicios a empresas de fiabilidad contrastada y amplia experiencia en distintos ámbitos tecnológicos. Las empresas que prestan estos servicios necesitarán una red bien conectada y segura para proveer la cobertura apropiada a sus productos. Es por esta razón que uno de los factores determinantes en la calidad de la experiencia del usuario será la conectividad.

La perspectiva del hogar conectado es muy atractiva, y tendrá un impacto importante en el desarrollo tanto de las tecnologías como de la infraestructura que soportará el despliegue y la conexión de las aplicaciones. Los proveedores de estos servicios deben considerar las necesidades para su evolución en conjunto y con vistas al futuro para asegurar una implementación exitosa y su aceptación por parte de los usuarios.