Cómo el Big Data ayudará a la creación de empleo en el futuro

Blog

Categorías

La importancia del Big Data en las empresas demuestra cada día que es un aspecto vital para el crecimiento constante, así como para la adecuación del sector, permitiendo con ello recibir, gestionar y aprovechar importantes cantidades de información por y para el usuario o cliente final.

Pero el hecho de apostar por una mayor inversión en este aprovechamiento del Big Data a nivel empresarial, no debe perder de vista un elemento importante, que es la presencia de un profesional cualificado para poder trabajar con él y sacarle el mayor rendimiento posible.

Según estimaciones recientes de MBIT School (Madrid Business Intelligence Technology School), la situación del Big Data en España es de pleno empleo. Es decir, existe una mayor oferta de trabajos relacionados con esta gestión y aprovechamiento del Big Data por parte de las empresas, que trabajadores potenciales solicitando puestos de trabajo relacionados con el sector.

De ahí quizás que este centro educativo haya optado por volcarse en la enseñanza en todas las variantes posibles del estudio del Big Data. Se trata de una de las pocas veces en las que se vislumbra de forma positiva el futuro para un sector laboral que en pocos años será solicitado por miles de potenciales trabajadores.

Según estimaciones de esta institución, en un futuro a corto plazo, el 80% de las empresas españolas medianas contará con un empleado cuyo perfil sea el de Data Scientist. En el caso de las grandes empresas esto será necesario en el 100% de los casos y con una media de 5 trabajadores especializados por empresa. A efectos prácticos, esto supone una estimación de creación de empleo de 100.000 puestos de trabajo en pocos años.

No es algo desconocido por parte de los estudiantes, que ya se han volcado en la especialización del sector, aunque todavía quedan meses, cuando no años para que su formación esté completada.

En lo que respecta a las empresas, esta situación no sólo no ha frenado las estrategias basadas en Big Data, sino que las ha intensificado. Las infraestructuras tecnológicas para acoger y gestionar toda esta gran cantidad de información en cada sector comercial es una constante, sobre todo por parte de las grandes empresas. Sin embargo, ahora deben tener en cuenta un factor que hasta el momento se mantenía en segundo plano y es la presencia de un profesional desde el inicio de su implantación.

Si bien hasta el momento la consecución de una estrategia basada en Big Data era la obtención de información primero y su gestión profesional y especializada después, ahora lo recomendable y lógico es la contratación de un profesional primero y la elaboración de la estrategia tecnológica después. De esta manera, el denominado Data Scientist podrá estar desde el primer paso del proceso de implantación de la estrategia, para así poder amoldarla a las necesidades y capacidades de la empresa. Posteriormente esta misma persona (o quizás otras especializadas también en el sector), podrán gestionar, analizar y rentabilizar de forma práctica todo lo que el Big Data puede ofrecerles.

Download - "Big data – más allá del ruido" (PDF 800KB)