La obsoleta situación de los sistemas informáticos del gobierno de los Estados Unidos

Blog

Categorías

Recientemente se ha conocido un informe elaborado por la Government Accountability Office (GAO) de los Estados Unidos, un organismo similar al Tribunal de Rendición de Cuentas. En él se traza un diagnóstico sobre la situación de los sistemas informáticos del gobierno federal americano.

Su conclusión: algunos de dichos sistemas son tan arcaicos que su mantenimiento consume gran parte del presupuesto IT de cada organismo. Muchos de ellos tienen más años que el personal IT que los mantiene, quienes deben lidiar con algunas joyas históricas como el código de programación COBOL, o arranques de sistema con disquetes de 8 pulgadas. También encontraron en varios casos software de Microsoft que oficialmente ha dejado de recibir soporte técnico.

El informe destaca que más del 75% del presupuesto IT del año 2015 se gastó en operación y mantenimiento. Este presupuesto crece desde el año 2010 en detrimento del importe destinado a modernización y desarrollo. Para dar idea de la magnitud de las cifras, el presupuesto IT total para 2017 alcanza los 89 mil millones de dólares.

Mencionaremos algunos de los 10 sistemas en uso más arcaicos.

  • Departamento del Tesoro: dos bases de datos correspondientes a los contribuyentes fiscales individuales y a los contribuyentes empresariales, con 56 años cada una;
  • Departamento de Asuntos de Veteranos de Guerra: bases de datos de empleados y de beneficios de veteranos (51 años);
  • Departamento de Defensa: el sistema que coordina las funciones operativas de las fuerzas nucleares tiene 53 años y corre en ordenadores IBM Series/1 que arrancan con disquetes de 8 pulgadas;
  • Departamento de Seguridad Nacional: la base de datos del área de Inmigración y Control de Aduanas tiene casi 40 años.
  • Departamento de Comercio: sus sistemas legacy (46 años) se encargan de recoger la información para la emisión de advertencias de fenómenos meteorológicos extremos.

Cabe aclarar que los años mencionados corresponden al tiempo que los organismos han estado invirtiendo en ellos pero no a su base tecnológica. Muchos han pasado por actualizaciones de sus componentes físicos y hasta del código del sistema. A pesar de esto, la mayoría está obsoleta y sin soporte. Algunos departamentos cuentan ya con planes de actualización con fechas definidas, y otros están aún concretando y priorizando las áreas de trabajo, aunque para su ejecución dependen además de la disponibilidad de presupuesto.

El informe es contundente en sus conclusiones: el gobierno de los EE.UU. está arriesgando mucho al mantener sistemas IT que ya han sobrepasado su vigencia. Dicho mantenimiento conlleva también un aumento constante en el gasto anual de operaciones y una menor disponibilidad de fondos para consolidar y mejorar la infraestructura IT federal. Falta por ver si el gobierno de los EE.UU. actúa en consecuencia… o sigue trabajando con disquetes.

IBM Series/1 con disquete de 8 pulgadas – Fuente: IBM.