El negocio del vídeo online toma ritmo con YouTube, Amazon y Vimeo

Blog

Categorías

El vídeo online ha demostrado ser la base de un futuro comercial que ya comienza a notar su influencia social y económica. Gigantes de la tecnología destinan importantes cantidades presupuestarias para acercarse al actual líder de la reproducción audiovisual en el mundo digital, YouTube.

De momento Facebook está logrando grandes avances en este sentido, pero todos sus desarrollos parecen estar enfocados a una evolución lenta aunque constante durante 2016 para eclosionar en 2017. Mientras tanto, el resto de compañías no pierden tiempo en abordar el mercado con nuevas ofertas, que cada vez incrementan con más complejidad la competencia de YouTube.

Uno de los últimos participantes del negocio de vídeo en línea es Amazon, que ataca por una doble vía de contenido audiovisual, dejando bien claro que su entrada en el negocio no es meramente anecdótica, sino que como ha hecho en otros sectores, quiere convertirse en el rival a batir.

En el vídeo online, Amazon va a lanzar Amazon Video, una plataforma de publicación y reproducción de vídeo por parte de usuarios personales, con los que pueden generar beneficios en base a su contenido.

Una de las críticas más generalizadas respecto a YouTube es la dificultad de obtener ingresos con YouTube. Incluso las propias discográficas y cantantes están denunciando la mínima cantidad que la plataforma les abona por contenido de propia creación.

Amazon Video acoge este tema mediante la posibilidad de combinar hasta 3 estrategias de monetización de un canal o perfil, la clásica de permitir anuncios durante la reproducción, cobrar un porcentaje de la suscripción a Amazon Prime y compartir parte de las ganancias generadas por compras en Amazon a raíz de sus vídeos.

Otro atractivo de Amazon Video es que no es una plataforma abierta a todos los usuarios, sino completamente dirigida a los suscriptores de Amazon Prime, lo que permite también disfrutar de envíos gratuitos además de otras ventajas con las que Amazon promociona esta modalidad.

Además, Amazon podría aterrizar en España con su sistema de streaming por suscripción a finales de este mismo año, afianzando todavía más su apuesta por el negocio de vídeo online y compitiendo directamente con el resto de empresas participantes ya en el mercado. Este servicio, que incluye series como Transparent, The Man in the High Castle o Mozart in the Jungle, ya se ha convertido en el tercero en Estados Unidos, detrás precisamente de YouTube y Netflix, con quien también competiría en España.

Al mercado se suma también Vimeo, con su reciente adquisición de VHX y que hasta el momento ha permitido obtener beneficios y mejores ratios de audiencia a través de las suscripciones premium. En 2013 ya evolucionó el sistema con Vimeo on Demand, un sistema que ofrece un porcentaje mucho mayor de ingresos a los creadores de vídeo que otras plataformas como YouTube. La empresa sigue desarrollando nuevas estrategias para que su plataforma sea tan atractiva para los usuarios consumidores de vídeo online, como para los propios creadores que suben sus vídeos.